Es responsabilidad de todos cuidarnos, alerta Arzobispo / En opinión de Alfredo Martínez de Aguilar

04/06/2020 - 11:01


En apoyo del sector salud de Oaxaca ante el COVID-19, motivado por el titular de los SSO,
Donato Casas, envió un mensaje audio grabado a todos los oaxaqueños: “Cuídese usted, no
salga de casa, para que pueda cuidar a otros”.
Oaxaca es en este momento un estado crítico porque hay muchas muertes y muchos
contagiados a causa del nuevo coronavirus COVID-19, subrayó el Arzobispo de Antequera Pedro
Vásquez Villalobos en su mensaje pastoral.

(A Socorrito Diego, su esposa, a sus hijos Jaime, Poncho y Pepe, a sus hijas, familiares y amigos
de don Jaime Zorrilla Sangermán, por su fallecimiento. Un abrazo fraterno y solidario personal y
familiarmente a todos en estos momentos difíciles. Descanse en paz)
Con 70 años de edad, 41 de ordenación sacerdotal y dos años como Arzobispo de Oaxaca-
Antequera, Monseñor Pedro Vásquez Villalobos es un convencido patriota de nacimiento.
Nacido el 16 de septiembre de 1950 en Huisquilco, Yahualica, Jalisco, ha sido un hombre de la
Iglesia comprometido socialmente. Defiende la lucha de los pueblos originarios por su territorio.
El 31 de octubre de 2012 el Papa Benedicto XVI lo nombró Obispo de Puerto Escondido. Y el 24 de
abril de 2018 el Nuncio Apostólico Franco Coppola lo invistió como VIII Arzobispo de Antequera.
En apoyo del sector salud del estado ante el COVID-19, motivado por el titular de los Servicios de
Salud de Oaxaca, Donato Casas, envió un mensaje audio grabado a todos los oaxaqueños:
“Es responsabilidad de todos cuidarnos, cuídese usted para que pueda cuidar a otros”, afirmó
categórico al recordar la obligación de todos a proteger su salud y, sobre todo, su vida.
Alertó que vivimos en Oaxaca una situación muy crítica, por lo que no debemos descuidarnos e
invitó a todos “a no descuidar su persona y no descuidar a sus seres queridos. ¡Cuídese!”
El jerarca de la Iglesia Católica en Oaxaca recordó “se nos ha dicho que debemos de cuidarnos
quedándonos en nuestra a casa, creo que todavía va a ser necesario hacerlo por un tiempo más.
Oaxaca es en este momento un estado crítico porque hay muchas muertes y muchos contagiados
a causa del nuevo coronavirus COVID-19, subrayó el Arzobispo de Antequera Vásquez Villalobos.
Usted tal vez diga: Vivo en un pueblo que no tiene ningún contagio, le doy gracias a Dios y lo
bendigo porque su pueblo ha sido bendecido por Dios y no ha llegado hasta ese lugar la pandemia.
Advirtió a los habitantes de las comunidades y pueblos indígenas y rurales que Oaxaca no es nada
más el pueblo donde usted vive, Oaxaca es un estado y en este momento es un estado crítico.
Pidió a Dios que proteja a nuestros médicos, enfermeras y enfermeros, a todos los que trabajan en
el sector salud, porque están muy cercanos a nuestros seres queridos que están enfermos.
Al terminar mayo, mes consagrado a la Virgen María, e iniciar el último mes del primer semestre
del año, el purpurado saludó de nuevo a todos los oaxaqueños en su calidad de Arzobispo.
Monseñor Pedro expresó su confianza en que esta preocupante realidad, que hoy nos aterra, se
convierta enseguida en una alegría y en un gozo al poder reiniciar nuestra vida y salir adelante.
“Probablemente, muchos de nosotros estamos esperanzados a salir de nuestras casas y regresar a
nuestros trabajos, y caminar por nuestras calles, y realizar la vida ordinaria en “la nueva
normalidad”.

Sin embargo, por ahora no podemos darnos esa libertad saliendo de nuestra casa, perdiendo los
cuidados porque corremos el peligro de contagiarnos y en seguida de contagiar a otros.
Llegará el momento en que nuestras autoridades del sector salud nos dirán: “Ya es posible que,
poco a poco, vayamos saliendo de nuestras casas y reiniciemos nuestra vida de manera normal.
“Ya lo verá, será pronto, Dios nos bendecirá y tenemos que salir vivos y sanos de ésta, con nuevos
compromisos, con nuevas ilusiones, con nuevas esperanzas, con una forma de vivir diferente”.
Reconoció que, hoy, sentimos necesidad de muchas cosas. Ojalá y eso en seguida lo llevemos a la
vida, para que esas necesidades sean remediadas con nuestro trabajo y nuestro esfuerzo diario.
Pero insistió que en este momento, es necesario que nos cuidemos todos, porque esta vivencia
tan crítica que estamos teniendo, pone en grave riesgo la vida de todos nosotros y de los demás.
Ojalá y esto lo reciba usted “con un buen espíritu, con un buen ánimo, con una ilusión y una
esperanza. Saldremos adelante con la ayuda de Dios, saldremos adelante, de eso no dudemos”.
Como siempre, monseñor Pedro Vásquez Villalobos envió “la bendición de Dios, a través de este
signo creo en esa bendición divina, en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén”.
alfredo_daguilar@hotmai.com
director@revista-mujeres.com
@efektoaguila