Gobernadores de Yucatán y Q. Roo piden cambiar reglas operativas del Fonden

04/07/2020 - 06:00

Redacción, MX Político.-  Los gobernadores de Yucatán y Quintana Roo, Mauricio Vila Dosal y Carlos Joaquín González, respectivamente, anunciaron que juntos “sensibilizarán” al gobierno federal para atender el desastre que la tormenta tropical ‘Cristóbal’ dejó en municipios de ambas entidades.

 

También se pronunciaron por un cambio de reglas operativas en el Fondo para la Atención de Emergencias (Fonden), pues al estar diseñado para atender sismos y huracanes, subrayaron, no cubre los millonarios daños al sector agrícola, vialidades y casas habitación, por las severas inundaciones que dejó el meteoro.

 

En rueda de prensa conjunta, en el Centro de Convenciones Siglo XXI de esta ciudad, los mandatarios detallaron los estragos que dejó la tormenta tropical en sus respectivos estados, y reiteraron que no pueden atender esa emergencia climatológica sin el apoyo de la federación.

 

Joaquín González expresó que, de acuerdo con la evaluación preliminar de los subcomités de daños, el meteoro dejó pérdidas por aproximadamente 775 millones de pesos.

 

Por su parte, Vila Dosal precisó que en Yucatán el monto preliminar de las afectaciones en 75 de los 106 municipios asciende a 4 mil 200 millones de pesos.

 

Añadieron que de manera conjunta gestionarán ante la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) que se otorgue un apoyo de 6 mil a 12 mil pesos a cada damnificado cuya vivienda haya sufrido daños, para que la repare y recupere algo de los enseres domésticos perdidos.

 

También irán a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) para insistir que se atienda la emergencia en el sector agrícola, pues la mayoría de quienes perdieron sus cultivos son agricultores mayas que dependen de sus cosechas para el autoconsumo.

 

En su Reunión Interestatal para la Reactivación Económica y Gestión por Afectaciones de la Tormenta Tropical "Cristóbal", Vila y Joaquín dieron a conocer, además, que trabajarán coordinadamente en la reactivación del sector turístico de ambas entidades, interrelacionadas en ese sector.

 

Al respecto, el gobernador quintanarroense comentó que pese a la pandemia de covid-19, en el período vacacional de verano se espera una recuperación de 30% en la actividad turística de su entidad; para fin de año de entre 50 a 60%, y para 2021 se estima que el repunte escale a 70 u 80%.

 

Por el contrario, el mandatario anfitrión reconoció que los contagios van en aumento en la entidad, y admitió la posibilidad de volver al cierre de negocios no esenciales y el retorno al confinamiento.

 

Jam