17/02/2020 - 15:00

La propuesta se dio durante el proceso de deliberación del Parlamento Abierto. Coinciden también, mayoritariamente, en que el outsourcing no debe desaparecer.

Redacción NoticiasMX.- La creación de un Registro Nacional de Empresas de Subcontratación permitirá facilitar las inspecciones e impulsar este sector de manera responsable, pues el outsourcing, como tal, no debe desaparecer.

Durante el Parlamento Abierto, sobre Subcontratación, realizado en el Senado de la República, el doctor Elías Micha Zaga, director general de TallentiaMx, empresa dedicada a la investigación en outsourcing, destacó las responsabilidad de los legisladores de no poner en riesgo 8 millones de empleos y la seguridad económica y social de 30 millones de personas que dependen de estos trabajadores.

Image

La subcontratación constituye actualmente el 40 por ciento del empleo formal en México. De acuerdo con la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde y el propio presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, no es necesario modificar la ley, sino hacerla cumplir.

Si bien es cierto que existen prácticas abusivas, como el subregistro de trabajadores ante el IMSS o de evasión fiscal, no son exclusivas del outsourcing, pues  ocurren con más frecuencia y generalidad en el trabajo ordinario.

La creación del grupo interinstitucional, conformado por la STPS, el IMSS, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) , el SAT y la Procuraduría Fiscal de la Federación permitirá cruzar información y, mediante el uso de tecnologías modernas, poder fiscalizar de una manera mucho más moderna e infalible a las empresas que practiquen el outsourcing ilegal.

Aunado a la miscelánea fiscal 2020, las empresas que contraten por esta vía tienen la obligación de  retener el 6 por ciento del 16 por  ciento del IVA y enterarlo inmediatamente a Hacienda. De este modo, el SAT se da cuenta de qué empresas están subcontratando y a quiénes.

Un logro de este Parlamento Abierto es que también se contempla que se practique en la Cámara de Diputados, para que las partes involucradas en iniciativas de ley expresen sus puntos de vista y sean escuchadas.

En el caso del outsourcing hay un acuerdo generalizado de que se debe de respetar el derecho de los trabajadores a un empleo digno, pero no se puede poner en riesgo a las empresas que sí cumplen y generan oportunidades de trabajo bien remunerado.

No se trata de sobrerregulación o eliminación de este esquema de empleo, o de criminalizar la actividad, como lo planteaba Napoleón Gómez Urrutia, sino de hacer cumplir la ley y las autoridades deben funcionar, a través del grupo interinstitucional,  de manera coordinada para detectar y sancionar a quienes no cumplen; pero dejar en paz a las empresas que están dentro de la ley.


hch