De “Pisa y Corre” Entrada de AMLO a la Casa Blanca / En opinión de Lilia Arellano

07/07/2020 - 15:17

EL CASTILLO

Redacción MX Político.- La visita a EU, a una reunión de trabajo entre López Obrador y Donald Trump, ha estado suficientemente cuestionada y razones para ello han sobrado. De entre tantas faltas de respeto a la investidura, al país, a los mexicanos mostradas por el magnate pelirrojo, no faltaron las carencias en la educación obligadamente demostrada en su calidad de anfitrión. Resulta ser se encuentran “arreglando”, reparando, redecorando, la zona de visitantes en la Casa Blanca y por ello no ofrecieron ese hospedaje al tabasqueño. Con todas las dudas implicadas podría, en un acto de buenas voluntad, creerse semejante excusa, pero si a ello se le agrega la disponibilidad para pagarle el hotel y los gastos, ya estamos hablando de otro tipo de trato en donde, por si lo anterior no fuese suficiente, remarcaron se liquidaría solamente el o los gastos –incluida alimentación sin bebidas alcohólicas– del mandatario, no así de sus acompañantes. El titular del Ejecutivo mexicano, el representante de más de 135 millones de mexicanos, inclinó de nuevo la testa y por recomendación de su ministro de Relaciones Exteriores decidió refugiarse en la embajada, ahí dormir y consumir sus alimentos. Sonriente, nos dicen, concluyó en ser ésta la mejor opción porque así no extrañará la comida mexicana ya que no se tiene contemplado compartir el pan y la sal entre esos dos muy chambeadores presidentes. Obviamente y como se esperaba y se dijo desde aquel silencio cruel con el cual el mandatario canadiense respondió a la invitación para asistir a ese encuentro disque para dar inicio –eso ya empezó, o por lo menos así lo creen, desde el día primero de este julio del 2020– al T-ME porque la C parece quieren desaparecerla, por lo menos en este espectáculo, mesie Trudeau, mejor se abstuvo de semejante encuentro, no sea que le den la mano, pretendan abrazarlo y con eso de no usar cubreboca y tener mal aliento…

Pero de esta actitud poco debe sorprendernos si hacemos caso a las pocas, pero existentes, visitas de López a tierras estadounidenses para asegurar a nuestros compatriotas exigiría un trato digno para los migrantes y sus familias. Pocos recuerdan la misiva dirigida a Barack Obama, por el entonces candidato morenista a la presidencia. En ella acusaba al gobierno mexicano, a las autoridades por la falta de democracia, por una economía que tenía 30 años sin crecer. Acusó un severo control en los medios informativos al grado de señalar existían solamente tres diarios y dos estaciones de radio no controlados por el gobierno federal. Incluso le reporta el índice de muertos en Michoacán, “el más alto en décadas al registrar 189 homicidios”. Hace en esta misiva la presentación de su Movimiento de Regeneración Nacional cuando aún no recibía el registro y le pide a BO: “con respeto, cumpla con su compromiso de reforma migratoria. Garantice el derecho universal a la vida” y concluye con un “Pásela bien”. ¿En el presente vale el mismo texto y que dice de las cifras “alarmantes” de entonces? Pero con DT también se carteó. Ya como presidente electo le pidió trabajaran en el comercio, en el desarrollo y en la seguridad. Primero hay que avanzar en estos temas para dar paso a otros, le escribió, y le recordó son muchos los estadounidenses residentes en México al tiempo de aceptar aquel país es también el hogar de muchos mexicanos y se comprometió a no provocar más migración por pobreza o por inseguridad. Trump lo puede acusar, sin ningún rubor de incumplimiento ¿o no?

Así las cosas y vistas desde la perspectiva de los discursos dirigidos a otro público, al internacional, puede uno percatarse sin mucho esfuerzo que eso de la exigencia de dignidad, de trato justo, de respeto a la soberanía, etcétera es para el consumo casero al cual ya se le recetó su dosis de neoliberalismo con tanto bondadoso calificativo al Tratado negociado desde sus inicios, desde su creación, por nada más y nada menos que los integrantes de la “mafia del poder”. ¡Lástima Margarito!


 

- - -

 

Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no refleja la posición del medio.