“Hasta pronto” al “El Zoa”, el mejor bajista de México

14/09/2020 - 19:06

Redacción, MX Político.-  El pasado 6 de septiembre, nuestro amigo Rafael Catana, poeta infrarrealista y músico del Movimiento de Rock rupestre, nos informó el deceso de Javier Flores Morelos, alias “El Zoa”, uno de los pioneros del rocanrol nacional de los años 60 y activo en la música hasta su último suspiro.

 

“Hasta pronto al ‘Zoa’, pilar del rock mexicano… Yo grabé en el disco de Naftalina de hace dos años alguna voz. En ese momento ‘El Zoa’ estaba en Naftalina. Conocí al ‘Zoa’ en 1980 en un taller que me invitó a dar la parte de literatura Guillermo Briseño, era el Taller de Rock del Museo Universitario del Chopo (UNAM), ahí conocí al ‘Zoa’, y ‘El Zoa’ contaba que estuvo en 1968 en Los Pinos, cuando Jim Morrison fumaba alegremente y llegó el presidente (Gustavo Díaz Ordaz), porque había llegado ahí con ellos el grupo Canned Heat (del baterista Fito de la Parra). Quien sabe más de la historia rocanrolera y de jazz del ‘Zoa’ es Briseño, él es el bueno para hablar del ‘Zoa’”, expresó a la agencia de noticias Apro Rafael Catana.

 

Precisamente el pianista y profesor “Memo” Briseño, fundador de la Escuela de Música del Rock a la Palabra, manifestó:

 

“Acabo de hablar con su hija Viridiana y nos escribimos con su hermano Miguel. Fue un infarto, todo rápido. No sufrió. Su gente lo llora. Era un bajista importante. Su lista de grupos con los tocó, incluidos los que nos reunieron varias veces es grande y muchos la conocen y la publicarán.

 

“Me inclino por recordar las veces que le pregunté cosas: escalas, armonías, tocar con él me enseñaba. Cuando teníamos quince años, un día ‘El Olaf’, Antonio de la Barreda (bajista de Canned Heat en México), me dijo: ‘Te voy a presentar al mejor bajista de México’. Grabamos. En la batería estaba Fito de la Parra. Él fue el primero que me habló de Jimi Hendrix; así también un par de veces me alertó de envidias y traiciones. Me doy cuenta que lo estimo altamente. Salud por ‘El Zoa’…”

 

Jorge Velasco, bajista de Lupita Pineda, Real de 14 y Astrid Hadad:

 

“Un gran bajista (‘El Zoa’) y amigo. Qué tristeza, ¡luz en su camino!”

 

 

Jorge Gasca-Salas, músico y filósofo del IPN:

 

“¡Ah, qué caray! Otra pérdida irreparable, sin duda un gran maestro. Que descanse en paz el buen ‘Zoa’ se le extrañará…”

 

Mario Humberto Reyes publicó este mensaje en “chat”:

 

“Lamentable pérdida.”

 

Federico Luna, baterista y productor en Metztli Estudios, dijo a Apro:

 

“Excelente músico, un gran tipo con quien grabé varias veces. Deja una huella imborrable pues comenzó con el rock nacional

 

Reseña de su vida

 

Tomada de su página www.myspace.com/elzoa:

 

Francisco Javier Flores Morelos (“El Zoa”) inició su carrera a muy temprana edad. A los 15 años grabó su primer disco con Los Sparks quienes también grabaron acompañando a “Fabrizio” Felipe Gil y Felicia Garza, creadora de “Hasta que vuelvas”.

 

De ahí, el bataquero Fito de la Parra y él se fueron con Los Juniors (“Tequila con limón”), aunque Javier “El Zoa” se salió pronto para también tocar con grupos como Los Viking Boys, Los Sputniks, Los Polaris, Los Intocables y con Los Hooligans (“El gato loco”, “Juanita Banana”, etc.); además estuvo con Los 4 Mosqueteros, Los Sleepers y grabó con el cantante holandés “Andrik”. El último grupo con el que trabajó en los 60 fueron Los Sinners (Horacio Reni) y con ellos estuvieron un corto tiempo Los Brecker Brothers. (https://youtu.be/PcE_Fo-lP_o)

 

Hacia los años 70 partió a Los Ángeles, California para grabar con Los Venturosos (The Ventures); por allá trabajó en Minority of 6; We, the People, Soul Incorporated, y fue uno de los iniciadores del grupo “Malo” (los del tema “Suavecito”, con Jorge Santana, el recién fallecido hermano de Carlos Santana). También con Fraternity of Men (“Don't Bogart That Joint my Friend”, de la película de culto “Easy Rider”).

 

De regreso a México estuvo con “El brujo de Tijuana” Javier Bátiz, excelente guitarrista de rock y blues, grabando con el legendario grupo La Cosa Nostra (de “Memo” Briseño). Posteriormente formó el grupo Karma 5 para después dedicarse a acompañar a muy reconocidas cantantes como:

 

Dulce, Matilde, Angélica María, Imelda Miller, Sonia “La única”, Durcy Denys y Yuri, así como el intérprete Daniel Riolobos, entre otros.

 

 

También fue director musical y arreglista del compositor yucateco Sergio Esquivel (“Un tipo como yo”) y estuvo tocando con los Hermanos Castro (Gualberto y Benito Castro).

 

En el campo del jazz, trabajó ni más ni menos con el maestro Juan José Calatayud, la versátil cantante Verónica Ituarte, la Big Band de Carlos Tercero, The Jazz Gang, de Paolo di Sancti, y con su propio cuarteto Jazzoart. Grabó el disco “Atemporal” de jazz latino Ki-Lat Jazz, con quien trabajó dos temporadas en el programa de televisión del canal de Sony “Ya es mediodía en China”.

 

Con Jazzoart registró una de sus composiciones, “Alicia” en un concierto en vivo en Casa del Lago de la UNAM, México, D.F., donde también acompañaron a la gran vocalista de jazz y blues Mayita Campos. Como educador fue el primer maestro de bajo de las escuelas de música “Martell” y “Fermatta”. Estuvo con el grupo Estrellas del Rock y con Naftalina, de Federico Arana, enseñando bajo eléctrico y contrabajo en el “Liceo de Música Soul” así como dando clases privadas (www.myspace.com/elzoa).

 

Jam