Acusan a diseñadora francesa de plagiar gabanes michoacanos

29/10/2020 - 18:00

Redacción, MX Político.-La senadora de Morena, Susana Harp, acusó a la diseñadora francesa Isabel Marant de plagiar el diseño de los gabanes originarios del municipio de Charapan, de la Meseta Purépecha, en el estado de Michoacán.

Isabel Marant, de 53 años y nacida en Boulogne-Billancourt, es ganadora del Premio de la Mode, del Premio Whirlpool a la mejor diseñadora femenina y Diseñadora de Moda del Año en los Premios de las Mujeres del Año de British Glamour, es propietaria de la marca de moda homónima.

En su cuenta en Twitter, la senadora Susana Harp publicó fotografías en las que compara el diseño “creado” por Isabel Marant, y uno de los gabanes de Michoacán.

En la imagen se observa que el “diseño” de Marant se ofrece a la venta en 520 libras (casi 13 mil pesos mexicanos), mientras que los gabanes rondan los mil 500 pesos.

Además, la senadora recordó que Isabel Marant ya había utilizado diseños de blusas típicas de Tlahuitoltepec, Oaxaca, para una colección de moda.

En una conferencia de prensa, Casimiro Méndez Ortiz, también senador de Morena, aseguró que la apropiación cultural daña severamente a los pueblos y comunidades indígenas y afromexicanas.

Destacó que Marant copió patrones de diseños de artesanos purépechas del municipio de Charapan, así como de Angahuan y Santa Clara del Cobre, para una línea completa de ropa.

Dichos patrones fueron utilizados no sólo en gabanes, sino también en servilletas y artículos propios de las comunidades indígenas de Michoacán.

En tanto, el presidente municipal de Charapan, Josué Balboa Álvarez, destacó la importancia de la manufactura de los gabanes en dicho municipio, y solicitó que no se dañe más a los artesanos.

En la conferencia, Susana Harp aclaró que los diseñadores pueden hacer este tipo de trabajos, sin embargo, dijo que no es la forma.

Agregó que solicitaron al canciller Marcelo Ebrard que se realice un acuerdo en la materia con Francia, ya que este país es el que “más nos ha plagiado”.

Por su cuenta, el Museo Memoria y Tolerancia señaló que “en general, los pueblos afectados no piden retribución económica ni prohíben el uso de los elementos de su cultura”.

Sin embargo, recordó que los pueblos “proponen un diálogo con los interesados para entender el contexto de su cultura y la necesidad de preservarla como un medio para garantizar la propia sobrevivencia de los pueblos”.

jam